SEGUNDO DOMINGO DE PASCUA

Autora: Toñita Rodríguez

Primera Lectura: Hechos de los Apóstoles 5, 2-16

Salmo 117

Segunda Lectura: Apocalipsis: 1, 9-11. 12-13. 17-19

Evangelio según San Juan: 20, 19-31

Al anochecer del día de la resurrección, estando cerradas las puertas de la casa donde se hallaban los discípulos, por miedo a los judíos, se presentó Jesús en medio de ellos y les dijo: “La paz esté con ustedes”. Dicho esto, les mostró las manos y el costado. Cuando los discípulos vieron al Señor, se llenaron de alegría. De nuevo les dijo Jesús: “La paz esté con ustedes. Como el Padre me ha enviado, así también los envío yo”. Después de decir esto, sopló sobre ellos y les dijo: “Reciban el Espíritu Santo. A los que les perdonen los pecados, les quedarán perdonados; y a los que no se los perdonen, les quedarán sin perdonar”. Tomás, uno de los Doce, a quien llamaban el Gemelo, no estaba con ellos cuando vino Jesús, y los otros discípulos le decían: “Hemos visto al Señor”. Pero él les contestó: “Si no veo en sus manos la señal de los clavos y si no meto mi dedo en los agujeros de los clavos y no meto mi mano en su costado, no creeré”. Ocho días después, estaban reunidos los discípulos a puerta cerrada y Tomás estaba con ellos. Jesús se presentó de nuevo en medio de ellos y les dijo: “La paz esté con ustedes”. Luego le dijo a Tomás: “Aquí están mis manos; acerca tu dedo. Trae acá tu mano, métela en mi costado y no sigas dudando, sino cree”. Tomás le respondió: “¡Señor mío y Dios mío!”. Jesús añadió: “Tú crees porque me has visto; dichosos los que creen sin haber visto”. Otros muchos signos hizo Jesús en presencia de sus discípulos, pero no están escritos en este libro. Se escribieron éstos para que ustedes crean que Jesús es el Mesías, el Hijo de Dios, y para que, creyendo, tengan vida en su nombre.

Es Jesús, quien te trae la paz que necesitas

Hay muchas maneras de evangelizar a un laico, de hablarle a un hermano con palabras de aliento, con consejo cristiano, hablándole de Dios, a través de un abrazo, con la sonrisa, con el servicio, la oración, etc.

Hoy reflexionamos a la luz del Evangelio según San Juan 20, 19-31.

¿Porque les dijo Jesús: La paz esté con ustedes? Porque  los discípulos tenían miedo a los judíos (ya  Jesús no estaba con ellos). Y ¿que hace Jesús  después de eso? Se adelanta, nos conoce tan bien, que para que no dudemos de quien les  habla, muestra las heridas de sus manos y de su costado, así es nuestro Dios!!! nos conoce tanto que antecede para que lo reconozcamos. Que hacen los discípulos después de esto? Se llenan de alegría, entonces un laico como tú y como yo, cuando reconoce a su Maestro vive alegre.

¿Que hace Jesús en esta visita? además de dejarnos la paz y alegría con su presencia, con “La paz este con ustedes“ esto es un abrazo de amor, nos deja la tarea de ser enviados a hacer lo mismo que el  hizo a llevar la paz  que tiene su palabra., a predicar con el ejemplo de humildad, de servicio, de amor, de justicia y de perdón. “Así como el Padre me ha enviado, así los envió Yo”, pero  nos  envía llenos del Espíritu Santo y nos invita también a la reconciliación: “a los que les perdones los pecados les serán perdonados y a los que no se los perdonen, les quedaran sin perdonar”

“!!Hemos visto al Señor!!” ¿Has visto al Señor? Necesitamos ver las llagas de sus manos y meter la mano en su costado para creer? Hoy en día tal vez llegue alguien a platicarte de Dios, de un encuentro con el Señor….. ¿Como te muestras? ¿Interesado? ¿Dudas? O ¿crees sin haber visto? ¿Crees en pequeños y grandes milagros de la vida cotidiana? O ¿eres ese Tomas incrédulo  que primero quiere ver y tocarlo y luego creerá? Aun así, ¿que crees? Tenemos un Dios tan tierno, el mas bueno, generoso, misericordioso y nos conoce más que a nosotros mismos que con todo su amor si dudas, te dice: No sigas dudando sino cree, cree, cree porque tienes  un Dios todo poderoso, compasivo y misericordioso que siempre cumple sus promesas y que ha venido a traer vida en su Palabra.

Señor Jesús, Rescata a mi Familia. !Amén!

Señor Jesús, Restaura a mi Familia. !Amén!

Señor Jesús, Salva a mi Familia. !Amén!

Señor Jesús, Yo confío en ti!

Que la paz este con ustedes.

No Responses to “SEGUNDO DOMINGO DE PASCUA”

Leave a Reply